San Judas/Pilatos. S. XVIII

Ficha Técnica

PropiedadObispado de Orihuela. Alicante.

Autor

UbicaciónIglesia de Santas Justa y Rufina. Orihuela. Alicante.

Dimensiones1,79x0,53m.

Intervenciones anterioresSi que presentaba.

Introducción y estado de conservación

Imagen de vestir, que procesionó  como Pilatos en el siglo XXVIII y actualmente representa a San Judas Tadeo en una capilla de la iglesia Santas Justa y Rufina de Orihuela.

Estuvo bastante tiempo almacenado y olvidado, en unas condiciones de humedad y temperatura poco favorables: ventilación nula, acumulación de polvo, material orgánico depositado en la cabeza…

Antes de  entrar en taller presentase las siguientes alteraciones:

• Intervenciones anteriores. Repintes de carnaciones y refuerzo en devanaderas con elementos metálicos.
• Ataque de insectos xilófagos sobre todo en la peana..
• Pérdida de policromía, preparación y barnices oxidados.
• Manchas de diversa naturaleza: humedad, suciedad, cúmulos de excrementos, material proteico, quemaduras y abrasiones.
• Movimientos en la madera, alabeos, grietas y fisuras.
• Pérdida de volúmenes, tres falanges de la mano derecha y el ojo izquierdo.

 

Intervención realizada

Antes de proceder al proceso de restauración fué necesario recoger toda la documentación posible tanto gráfica, oral y escrita  de la pieza. Nos tuvimos que ayudar de otras disciplinas como la química, historia del arte, para realizar un trabajo correcto y completo. Además de otras técnicas no intrusivas del análisis del material, como la fotografía con luz ultravioleta y los rayos X, todos estos datos nos  permitireron un conocimiento más exahustivo de la imagen de vestir así como su historia, su estructura, su composición material,  así como sus patologías más relevantes y sus causas.

Mediante la visión de la escultura bajo la luz ultravioleta pudimos distinguir los diferentes repintes y su nivel de alterción, al tiempo que nos permitió delimitar los barnices y su grado de oxidación. Pudimos apreciar de este modo que los repintes están recubriendo toda la obra excepto el tronco de la escultura tratado de un modo más tosco que el resto.

Otro de los procedimientos existentesde es la exploración endoscópica, técnica mediante la que se puede comprobar el estado interno de conservación de las maderas, sus uniones y la técnica empleada por el escultor. No se usó en esa imagen por su estructura. En ocasiones, la endoscopia a permitido el descubrimiento de datos de especial relevancia para la historia de la obra, en el caso de encontrar algunas de las células que habitualmente solían dejar dentro de la caja los escultores, conteniendo la dedicación de la imagen y certificado de su autoría y fecha de ejecución.

Se extrajeron muestras de diferentes puntos de la obra, realizando con ellas estudios estratigráficos y analíticos con los que pudimos determinar las diferentes capas de materiales, desde la madera o la base de preparación para acoger la policromía a las diferentes capas de pigmentos o barnices.Se tomaron micromuestras extraídas del lóbulo de la oreja, por la parte interior  y de la zona verdosa de la polaina . Para su estudio y análisis químico se emplearon las siguientes técnicas:

• Microscopía óptica con luz incidente y transmitida. Tinciones selectivas y ensayos microquímicos.
• Microscopía óptica de fluorescencia
• Espectroscopía infraroja por transformasda de Fourier.
• Cromatografía de gases – espectrometría de masas.
• Microscopía electrónica de barrido – microanálisis mediante espectrometría por dispersión de energía de rayos X.

Las analíticas nos permitieron distinguir la policromía original del repinte, corroborando lo mostrado por la visión ultravioleta y proporcionándonos una información detallada sobre la naturaleza de los pigmentos y la técnica empleada por Salzillo.

En las micromuestras estudiadas se ha comprobado que la capa más interna, o aparejo es yeso y cola de origen animal.
A continuación la policromía de la carnación de la cara original estaba en buen estado, era una capa uniforme, compacta y continua. Estaba compuesta de pigmentos albayalde, carbonato cálcico, bermellón.
Posteriormente nos encontramos con una capa de cola de origen animal. Por último estaba presente el repinte, con varias capas removidas y fracturadas. Los materiales orgánicos encontrados fueron el aceite secante como aglutinante de las capas de pintura.

De entre los análisis técnicos a los que se podemos someter a una obra de arte, en concreto a una escultura de madera policromadso n: exposición a la luz ultravioleta, visión con infrarrojos, endoscopia, estratigrafía y placas radiográficas. La placas son lasque más datos nos aporta tanto de su estado actual como de su ejecución, pudiendo incluso determinar autorÍas dudosas mediante el análisis comparativo de diferentes obras.

Para realizar las radiografías se trasladó la pieza a la Clínica de rehabilitación de Ángel García Penalva, prestó sus medios técnicos.

Con este método de análisis se pretendía alcanzar diferentes objetivos:

• Determinar con exactitud las intervenciones anteriores: Clavos, grietas encoladas.
• Observar las uniones originales y los ensamblajes de clavos de forja utilizados por el autor.
• Determinar los diferentes tipos de madera, se aprecia con claridad la veta de la madera.
• Analizar y estudiar la manufactura de la pieza, Salzillo añadía yeso para modelar zonas más delicadas, como en este caso se trata la cuenca de ojos.

Una vez reunida toda la información se comienza con la intervención de la obra, siguiendo el criterio que toda intervención restauradora debe reunir respeto al original, fácil reconocimiento y reversibilidad de los materiales para garantizar la conservación de la obra y la adecuada comprensión de sus valores artísticos.
Los criterios de conservación y restauración se basan en los principios de fidelidad, reversibilidad y durabilidad.

• Fidelidad o respeto al original: toda obra de arte se considera como un testamento artístico, ya terminado por su autor, en el que no cabe la posibilidad de una nueva creación ni total ni parcial.
• Reversibilidad: al realizar la restauración con productos reversibles siempre es posible su eliminación en el futuro sí, criterios distintos a los nuestros, consideran desafortunada nuestra intervención.
• Durabilidad: es una exigencia de la misma restauración la mayor durabilidad posible.

En este sentido se orienta la intervención a solucionar la lectura correcta de la pieza como la reposición de un ojo, reposición de tres falanges de la mano, sellado de grietas, eliminación total de repintes y barnices oxidados. Teniendo en cuenta que se trata de una escultura de culto público, se persigue una reintegración ilusionista, diferenciada mediante técnicas de regattino .

Procesos:
• Consolidación y protección de emergencia.

Fue necesario la aplicación de una protección mediante papel japonés con cola animal en proporciones bajas en algunas zonas de máximos deterioros para que durante los primeros movimientos no sufrieran ninguna pérdida de materia.

• Tratamiento del soporte.

Desinsectación de microorganismos, consolidación, limpieza del material lígneo.

• Eliminación de elementos extraños a la obra.

Fue necesario la eliminación de todas los elementos metálicos oxidados que arrollaban las uniones de las devanaderas con el torso y la base. Así como las puntas de clavos (más de 20 elementos en mal estado) que sobresalían en la base de la pieza.
Se desmontaron los tornillos no originales que unían el antebrazo del brazo.

• Proceso de consolidación puntual.

Se consolidó todas la policromía que presentaba pulverulencias y descohesión.

• Limpieza mecánica y química.

• Reintegración volumétrica del ojo izquierdo.

 

• Reintegración volumétrica de tres falanges de la mano derecha y reintegración cromática.
El criterio de reintegración que se acordó con la cofradía fue en el caso del ojo izquierdo, una reintegración mimética, llamada ilusionista.
Las lagunas considerables de utilizó el criterio diferenciador: rigatino. Las lagunas de tamaño reducido se utilizó un punteado, basadas en la selección cromática.
Los materiales usados fueron inocuos, reversibles y reconocibles con respecto al original.Se puede apreciar la mano del restaurador con respecto al original.

 

 

Aurora Arroyo

Aurora Arroyo

Aurora Arroyo licenciada en Bellas Artes con la especialidad en Conservación y Restauración de Bienes Culturales por la Universidad Politécnica de Valencia en 1996. Con una experiencia profesional de más de 18 años exclusivamente en el campo de la conservación y restauración de patrimonio artístico. “Mi gran interés por la salvaguarda del legado histórico-artístico es uno de los objetivos más presentes en la vida”

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

Puedes usar las siguientes etiquetas y atributos HTML: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <strike> <strong>